1. ETIQUETA EN EL DOJO. Reglas internas.

Gustavo A. Reque 8º. Dan RFEK

 

El karate empieza y acaba con cortesía” – Gichin Funakhosi Maestro.

 

Las siguientes normas y reglas son de obligado cumplimiento dentro de un Dojo de Karate–do. En caso de no querer adaptarse a ellas o negarse a cumplir con estos protocolos, la persona no debe continuar con el aprendizaje y dedicar su tiempo a otra actividad y abandonar el dojo.

 

1º. Al entrar y salir del tatami, se debe pedir permiso y después saludar.

 

2º. El saludo debe hacerse hacia la dirección del Kamiza que es donde debe estar el retrato del fundador.

 

3º. Al entrar el alumno debe concienciarse que aborda un espacio donde aprenderá una disciplina que forjará su cuerpo y limpiará su mente. Por eso, cada instante de permanencia en el tatami debe ser considerado como un tiempo precioso.

 

4º. El maestro siempre estará dentro del tatami esperando y observando la entrada de los alumnos.

 

5º. El alumno se dirigirá con prontitud hacia la posición que le corresponda por su rango.

 

6º. Si el alumno llega tarde, una vez que el sensei este dentro, esperará hasta que éste le de permiso para entrar. Una repetición de esta circunstancia, siempre que no haya sido avisado el sensei, se considera una falta de respeto al dojo, al sensei y a los alumnos. El alumno que llega tarde se colocará rápidamente en el último lugar de las filas, no importando el rango que tenga.

 

7º. Durante la espera al inicio de los saludos ceremoniales; el alumno no hablará ni realizará movimiento alguno que no tenga que ver con el momento de concentración que se realizará durante los saludos. Las conversaciones sociales no se hacen  en el tatami, para eso esta la calle, la casa o cualquier otro sitio.

 

9º. Los entrenamientos se realizan descalzo. Solo en casos especiales (médicos, heridas, etc), se permite calzado especial.

 

10º. En el tatami se estará en silencio, si hay que hablar se hará sin levantar la voz.

 

11º. Se atenderán las explicaciones del maestro y al acabar su explicación se hará un corto saludo con un ¡oss!

 

12º. No se puede abandonar el tatami sin permiso.

 

13º. El karategui debe estar limpio y sin roturas (pueden producir enganches lesivos para los dedos).

 

14º. Los varones no deben llevar camiseta y las mujeres una camiseta blanca. En caso de frio excesivo, si se pueden llevar camisetas o chandales especiales. Dentro del tatami, durante clases con sensei, la uniformidad, aunque haga calor, es de preceptiva.

 

15º. Antes de entrar al tatami, los pies se lavan convenientemente.

 

16º. No comer antes de entrenar y no beber alcohol.

 

17º. No llevar puestos anillos o pendientes que puedan provocar enganches o auto lesiones.

 

18º. No se debe comer o masticar (chicles) nada durante los entrenamientos, por elegancia y por salud.

 

19ª. Evitar risas amplias o comportamientos típicos de reuniones sociales, para eso está el bar.

 

20º. Importante ir al WC antes de entrar al tatami. No se debe parar el ritmo de clase por este motivo.

 

21º. Cuando se utiliza material del dojo, debe dejarse bien ordenado.

 

22º. Al ajustarse el cinturón o el karategui, se coloca uno mirando al lado opuesto al kamiza apartándose del grupo para no molestar.

 

23º. Cuando el sensei explica una técnica o combinación, se realiza esa concretamente y no otra.

 

24º. En el caso de tener que dar el sensei una explicación un poco larga, los alumnos se sentaran en seiza y si no pueden por edad o rodillas dolorosas, en “hansa” (piernas cruzadas), si tampoco se puede mantener esa posición, se pone de pie, pero fuera del círculo de los que están sentados.

 

25º. Cuando un alumno quiera preguntar algo al sensei, esperará hasta que éste acabe de hablar. Levantará la mano y se acercará al sensei. Hará un saludo corto. Expondrá su pregunta con precisión y después de recibir la explicación, hará otro saludo corto con ¡ossu!  Y regresará a su posición.

 

26º. Cuando el alumno quiera preguntar algo fuera de lo que esté explicando el sensei, por ejemplo, al final de la clase, el alumno se dirigirá al sempai y si éste no puede responder a la pregunta, entonces ambos se dirigirán al sensei y expondrán la pregunta.

 

27º. Cuando se inicia un entrenamiento con otro alumno, se harán un saludo mutuo pudiendo, como muestra de respeto y cortesía, decir: “ onegai shimasu “ (espero de Ud., lo mejor) y a finalizar: “domo arigato gozaimasta” (gracias por el entrenamiento).

 

El karate–do sigue la tradición de la transmisión de conocimientos, por eso los grados más altos tienen la obligación de intentar ayudar al sensei en todo lo que pueda, pero con su autorización. Un sensei sabe cuando un alumno de grado alto puede transmitir conocimientos. “Enseña lo que sabes, hasta donde crees que sabes”.

 

28º. El grado alto debe evitar la vanidad y el orgullo innecesario para nadie.

 

29º. Los sempais son los encargados de velar por el orden y la disciplina del dojo.

 

30º. El sempai mas avanzado es el que dirige los saludos al principio y al final de las clases.

 

31º. El sempai más avanzado es el encargado de enseñar a los alumnos la parte básica del arte del karate–do y debe transmitir los valores del dojo-kun y de los 20 Principios del Karate-do a los alumnos.

 

31º. En el caso de un sempai estar dando una clase por orden del sensei y otro sempai con grado más alto se incorpora a la clase, éste continuará como un alumno más. Pero, si el sempai lo considera oportuno, puede dejar la dirección de la clase al sempai de grado más alto.

 

32º. Cuando el sensei está delante de los alumnos, no pasar entre en sensei y los alumnos, hacerlo por detrás de la última fila.

 

33º. Cuando se esta en seiza (sentado correctamente), para modificar la posición, no arrastrar las rodillas. Hay que levantarse, desplazarse y volver a sentarse.

 

34º. Cuando se está dentro del tatami en espera o durante una explicación del sensei, no adoptar posiciones incorrectas como; tumbado, de lado o apoyado contra la pared.

 

35º. Para levantarse desde la posición de seiza; no usar las manos como apoyo o andar a cuatro patas.

 

36º. Para levantarse del suelo después de una proyección; no usar las manos.

 

 

Parecen muchas reglas para recordar, pero todas se pueden resumir en dos palabras:

 

                                                       SENCILLEZ Y ELEGANCIA