16177711_1829378460643719_1694134610247766313_o

No a la inconsciencia.
Las escuelas en las que se enseña el Arte del Karate con el sufijo
–DO, no se limitan a enseñar la mecánica deportiva del karate –lo cual es por si mismo un trabajo muy notable y enriquecedor–, sino que ponen un especial acento en las virtudes que describimos en el cuadro adjunto (foto). Éstas virtudes pueden transformar a la persona por medio de los efectos positivos que inspiran.
Solo tenemos que ver y leer la prensa diariamente para darnos cuenta el deterioro ético y moral que se está produciendo en la actualidad, lo cual justifica que en nuestras escuelas podamos incidir positivamente en la educación con valores de los alumnos.

Utilizando éstas 10 simples inducciones, los maestros que diariamente enseñamos karate-do, en muy poco tiempo observamos el cambio a mejor de los alumnos.